“Empecé a tocar la guitarra para probar algo nuevo, al poco tiempo ya podía tocar las canciones que más me gustaban y ahora, siempre cuando quedo con mis amigos, me piden que me traiga la guitarra y les toque”.

Javier (14 años), Grupo de guitarra

“Todo empezó como una forma de llenar tiempo junto a mis amigas. Ahora he aprendido a escuchar y a entender la música de otra forma. Cada día espero las clases con más ganas”.

María, Grupo de adultos